martes, 24 de noviembre de 2015

“La Desigualdad Económica Laboral de Género”

En el siguiente aporte nos dispondremos a hablar sobre un problema de actualidad como es la desigualdad económica de género en el mercado laboral, ya que se genera en diferentes etapas, desde la búsqueda de empleo hasta el momento de retiro o despido.

Antes de desarrollar este tema, es importante traer a colación la importancia del trabajo de la mujer en el ámbito económico, primeramente según estudio del Banco Mundial, entre el 30% y el 60% del ingreso de los hogares en la región dependiendo del país, es aportado por las mujeres.

El anterior resultado se debe al incremento de la participación laboral de la mujer, sin embargo la misma está a 26 puntos porcentuales por debajo de la de los hombres y según el estudio, la eliminación de esta brecha podría suponer un incremento en el PBI (Producto Interno Bruto).

Otro punto importante e invisible, es el aporte del trabajo doméstico no remunerado de las mujeres, que es muy alto y se ha estimado que equivale al 20% del PBI y son las mujeres las que aportan el 80% de esa contribución.

La igualdad de género funciona, los estudios lo demuestran, pero siguen existiendo desigualdades, entre hombres y mujeres.

Constantemente se anima tanto a hombres como mujeres a elegir una carrera universitaria, al terminar los estudios, pueda que las mujeres pierdan oportunidades laborales debido a que no conocen a las personas adecuadas o influyentes.

Una vez que una mujer logra posicionarse en un puesto de trabajo, no son las primeras opciones pese a sus capacidades para tomarlas en cuenta en los ascensos, respecto a la remuneración económica, el trabajo de la mujer no es pagado de igual forma que el de sus colegas varones.

Al momento que la mujer decide formar una familia, se las debe de ingeniar para estar entre las labores del hogar y las del trabajo debido a las faltas de opciones para un cuidado infantil o apoyo de su pareja, esto las obliga a abandonar el empleo, sin embargo no nos percatamos que la igualdad de género produce sociedades más justas que nos benefician a ambos.



Por lo que a continuación les daré razones de suma importancia para tener un personal en igualdad de género que nos beneficia a todos y todas en el ámbito económico:


Esto se debe a que el género femenino reacciona rápidamente ante una circunstancia de crisis, los hombres tardan más en adaptarse a esto y presentan mas indicios de frustración antes de poner un plan de acción.

Las empresa están cambiando, y lo han hecho, ¿Cómo hacer el cambio en tu empresa y país?


Por lo que cierro en que los países y empresas con mayor igualdad de género tienen mayores niveles de crecimiento y productividad, ¿y tu crees que esto nos beneficia a todos y todas?